Seguro que has hecho muchas entrevistas en empresas y después de salir con el convencimiento que te van a llamar, nunca llega ese día. 

Seguro que no eres la única persona que le ha ocurrido. Hoy en día las personas que contratan no se fijan únicamente en los conocimientos que tengas, sino que les interesa más la capacidad de ponerlos en práctica. 

Es importante conocer qué cualidades busca el entrevistador, así que presta atención y conoce qué esperan las empresas de sus empleados. 

 

¡Sigue leyendo que desde INVERBAC te lo contamos!

Habilidades laborales y personales que buscan las empresas

Es de vital importancia que tengas capacidad para desarrollar ideas e innovar. Esta habilidad permite pensar en las distintas maneras que existen para mejorar el futuro tanto a nivel laboral como personal. Supone la posibilidad de optimizar los procesos y metodologías de trabajo en una empresa.

Se productiv@. Es la capacidad que tiene una persona de enfocarse en una tarea mientras gestiona su tiempo. Se centra también en la búsqueda del aprendizaje con el fin de encontrar los conocimientos específicos para solventar un problema. 

¿Eres analític@? Es muy importante esta habilidad que te permite analizar y comprender la información que se le proporciona diariamente. Si eres una persona con esta habilidad, presentas argumentos sólidos al momento de emitir opiniones y sugerencias que ayuden a la empresa a tomar decisiones correctas. 

Debes tener manejo de las nuevas tecnologías. Vivimos en una era tecnológica, por tanto, no es de extrañar que las empresas busquen personal con esta habilidad. Gestión de redes sociales, dominio de determinados softwares… Tienen mucha importancia a la hora de emplear. Muchas empresas, además, investigan sobre los candidatos en las redes sociales. Prepárate y cuida tu reputación digital con estos consejos. 

Comunícate bien. La buena comunicación siempre gana puntos. Es una habilidad que supone la transmisión de información veraz con una actitud segura y un tono adecuado. Si sabes comunicar, captas la atención de las personas y puedes convencer a los demás de tomar decisiones correctas. 

Muestra compromiso hacia la compañía. El hecho de mostrarse comprometido a trabajar en pro de satisfacer las necesidades de la empresa, y también buscar la manera de alcanzar los objetivos de la misma, es una cualidad que el empleador valorará.

 

Trabaja en equipo

¿Se te da bien trabajar en equipo? Este aspecto las empresas lo valoran mucho. La capacidad de trabajar en equipo supone respetar las opiniones y sugerencias de los demás y es entender que cada persona piensa y actúa distinto ante determinadas situaciones. Alguien que sabe trabajar en equipo no busca llamar la atención y entiende que cada persona piensa y actúa distinto ante determinadas situaciones. 

Una persona que sabe trabajar en equipo no busca llamar la atención y entiende perfectamente que debe conectarse con los demás para alcanzar un objetivo en común.

 

Gestiona el estrés en la empresa

Aprende a gestionar el estrés. Todo trabajo supone momentos de estrés, así que encontrar una persona que no se deje abatir ni bloquear por la carga laboral, es fundamental para trabajar productivamente. Poder gestionar el estrés permite que el trabajador alcance sus objetivos a pesar de las adversidades.

¡Adáptate! Las personas camaleónicas son verdaderamente valiosas, ya que se adaptan rápidamente a trabajar en todo tipo de situaciones. Aceptan con facilidad los cambios que puedan surgir en la empresa. La capacidad de adaptación permite que la persona crezca profesionalmente.

Esfuérzate para lograr los objetivos planteados. El trabajador que busca alcanzar sus objetivos es una persona que trabaja duro, es decidida y comprometida. Difícilmente se rinde y tiene una capacidad de motivación increíble. Las empresas ponen especial atención a los candidatos que han trabajado diversos proyectos, así que no omitas ni uno solo que esto te ayudará.

Identifica y resuelve los problemas. Una persona con esta cualidad no se queda de brazos cruzados ante los problemas, sino que busca todas las posibles soluciones y trata de evitarlos a toda costa. Es muy difícil que pierdan el norte a causa de frustraciones. Como ves, no solo el conocimiento es suficiente para obtener el puesto de trabajo que deseas, sino las cualidades que estén ligadas a la personalidad de cada uno. Comienza a darle otro enfoque a tu currículo y prepárate para hacer una buena entrevista de trabajo.

Con estas pautas, puedes estar tranquil@. No siempre es fácil cumplir estas características pero seguro que muchas de ellas ya las adquieres y solo hace falta trabajarlas. 

 

¡Sigue leyendo más artículos en nuestro blog!